Asistencia sanitaria seguridad social sin cotizar

  • por
Asistencia sanitaria seguridad social sin cotizar

Tarifas de la seguridad social en suecia 2020

Hasta finales de 2017, el sistema de Seguridad Social de Francia tenía un régimen separado para los trabajadores autónomos que no se dedican a la agricultura. La Ley de Financiación de la Seguridad Social para 2018 eliminó el Régime Social des Indépendants (RSI) y la cobertura obligatoria de la Seguridad Social de estos trabajadores se realiza ahora en el régimen general. No obstante, como se describe en este documento, existen disposiciones específicas que se aplican a los trabajadores autónomos.

Se ha establecido un periodo de transición de 2 años (hasta el 1 de enero de 2020) para transferir las responsabilidades del RSI a los organismos encargados del régimen general (CPAM, CARSAT, URSSAF y CGSS para los departamentos de ultramar).

Las antiguas cajas del RSI se convirtieron en sucursales de la Seguridad Social el 1 de enero de 2018. Han mantenido las mismas competencias (en colaboración con los organismos autorizados cuando se trata del seguro obligatorio de salud-maternidad), salvo que ahora trabajan por cuenta del régimen general.

Para la cobertura de su seguro de enfermedad, en 2019, todos los nuevos trabajadores autónomos deben inscribirse en la caja local del seguro de enfermedad («caisse primaire d’assurance maladie»/ CPAM) de su lugar de residencia. A partir de 2020, todos los trabajadores autónomos con afiliación previa al RSI y gestión de las prestaciones por parte de una aseguradora o mutua autorizada pasarán por su CPAM para todos los seguros de salud y maternidad y el pago de las prestaciones diarias. Las cajas asignadas a la cobertura de los trabajadores autónomos se encargan también del pago de las pensiones de jubilación básicas y complementarias obligatorias de la Seguridad Social y de las prestaciones por invalidez-muerte (por cuenta del régimen general).

Cotizaciones a la seguridad social suecia

Este informe político analiza cómo la aplicación del impuesto de la Seguridad Social a las primas de los seguros de salud patrocinados por el empleador podría afectar a los beneficiarios de la Seguridad Social. En concreto, el informe examina una opción presentada por el Consejo Asesor de la Seguridad Social en la que tanto las primas del empleado como las del empleador contarían como salarios para el cálculo del impuesto de la Seguridad Social, y posteriormente para el cálculo de las prestaciones. Utilizando el modelo Modeling Income in the Near Term, los resultados muestran que para la mayoría de los beneficiarios de la Seguridad Social de 60 años o más entre 2017 y 2080, las prestaciones aumentarían gradualmente y la tasa de pobreza disminuiría más rápidamente que la tasa bajo la ley actual. La contabilización de las primas del seguro médico patrocinado por el empleador como salario a efectos de la Seguridad Social aumentaría los impuestos de la Seguridad Social para la mayoría de las personas y esos impuestos aumentarían más que las prestaciones de la Seguridad Social para las personas de todos los niveles de ingresos.

Kathleen Romig es analista política senior del Center on Budget and Policy Priorities. Dave Shoffner es analista de investigación en ciencias sociales de la Oficina de Política de Jubilación, Oficina de Política de Jubilación y Discapacidad, Administración de la Seguridad Social. Kevin Whitman es el coordinador estatal de Idaho para la Evaluación Nacional del Progreso Educativo. Las preguntas sobre el análisis deben dirigirse a Dave Shoffner al (202) 358-6210.

Inscribirse en la seguridad social sueca

La Seguridad Social es un programa federal de Estados Unidos que proporciona a los beneficiarios prestaciones, entre las que se encuentran los ingresos por jubilación e invalidez, Medicare y Medicaid, y por fallecimiento y supervivencia. Los impuestos de la Seguridad Social se recaudan y se utilizan para el pago de estas prestaciones.

La mayoría de los contribuyentes tienen que pagar impuestos a la Seguridad Social sobre sus ingresos, independientemente de si trabajan para una empresa o son autónomos. Sin embargo, hay algunos grupos de contribuyentes estadounidenses que están exentos de pagar el impuesto de la Seguridad Social.

Ciertos grupos religiosos tienen derecho a la exención del impuesto de la Seguridad Social si se les reconoce la oposición oficial a las prestaciones de la Seguridad Social, como las de jubilación, invalidez y fallecimiento.  Los requisitos para la exención incluyen que la organización religiosa haya existido desde el 31 de diciembre de 1950 y que pueda demostrar que ha ofrecido continuamente a sus miembros un nivel de vida justo desde entonces.

Las organizaciones religiosas que deseen la exención deben solicitarla cumplimentando el formulario 4029.  Las personas que alguna vez hayan tenido derecho a las prestaciones de la Seguridad Social (aunque nunca las hayan utilizado) no estarán exentas.

Prestación por hijo a cargo en suecia

El dinero de la seguridad social procede de los impuestos y las cotizaciones. El dinero procede en gran parte de las cotizaciones a la seguridad social que pagan los empresarios y los empleadores. Esto significa que todos contribuyen a pagar el seguro.

Si dirige una sociedad anónima, se le considera un empleado de su empresa y ésta paga las cotizaciones empresariales sobre el salario que cobra de su empresa. Una parte de las cotizaciones empresariales se destina a su seguro de enfermedad y a su pensión de jubilación.

Si dirige una empresa unipersonal, una sociedad colectiva o una sociedad limitada, no recibe un salario de su empresa. En su lugar, tributa en función del excedente de la empresa y paga las cotizaciones de autónomo por ello. Una parte de las cotizaciones de autónomo se destina a su seguro de enfermedad y a su pensión de jubilación.

Si la empresa no declara ni paga las cotizaciones a la seguridad social (cotizaciones patronales o de autónomos), no tiene derecho a percibir el subsidio de enfermedad, la pensión de vejez u otras prestaciones basadas en su trabajo. Se puede decir que se gana las prestaciones sociales pagando las cotizaciones a la seguridad social.